A oscuras con los inquilinos


Infidelidad A oscuras con los inquilinos Después de algunos años de vivir en Villa Urquiza, Víctor y yo nos mudamos a una casa en el conurbano. Era bastante cómoda, con un extenso parque atrás y un pequeño departamento independiente al fondo.

En cuanto pudimos, ese departamento lo alquilamos a un par de chicos universitarios del interior, que habían venido a estudiar aquí.
Eran dos pibes jóvenes y muy apuestos, muy musculosos, con unos tremendos físicos y siempre muy sonrientes y con buena onda?
Algunas veces los veía pasar por el pasillo del costado, que llevaba directamente al departamento y me imaginaba que podría pasar algo con ellos; pero luego mi calentura se pasaba y todo volvía a la normalidad?

Una noche de temporal y lluvia, Víctor se encontraba fuera de la ciudad por negocios. Llevaba tres días afuera y mi calentura estaba por explotar. Tres días seguidos sin coger era algo demasiado duro para mí. Necesitaba una buena verga en mi cuerpo para calmarme y las únicas que tenía cerca eran las de esos chicos universitarios?

Estaba sola en casa, después de cenar, cuando de repente la luz se cortó. Verifiqué que el problema era externo y me senté a esperar a que la energía regresara. También quedé atenta al regreso de esos dos chicos que podrían calmar mi calentura.
Me masturbé en la oscuridad y luego encendí algunas velas.

Cerca de la medianoche pude oír que los chicos, Daniel y César, entraban por el pasillo del costado. Me asomé para avisarles que no había luz y que enseguida les alcanzaría unas velas?
Me agradecieron y siguieron para el departamento, totalmente empapados por la lluvia torrencial que arreciaba en ese momento.
Hacía calor, pese a la tormenta y yo estaba vestida con una musculosa de algodón y una pollera de jean; sin tanga porque así estaba más cómoda?

Cuando fui con las velas me hicieron pasar. César estaba en el baño secándose, mientras Daniel hacía lo mismo en la entrada del dormitorio, después de haberse quitado la camisa y los pantalones. Encendí las velas y con esa tenue luz pude ver que este chico calzaba un tremendo paquete dentro de sus boxers. Me quedé mirando ese bulto fijamente y de repente supe que el chico me había sorprendido espiándolo con curiosidad. Pude ver que se le dibujaba una leve sonrisa en el rostro, a pesar de la poca iluminación.
Entonces César salió del baño. No se imaginó que yo iba a estar allí, porque venía desnudo y secándose la entrepierna con una pequeña toalla. Apenas me vio intentó cubrirse, pero yo ya había visto lo suficiente. Su verga al aire libre parecía mucho más grande todavía que la de su amigo?

Le dije que no se preocupara por mí. No era la primera vez que veía un hombre desnudo. Entonces el caradura tomó confianza y arrojó la toalla al suelo, preguntándome si alguna vez había visto una verga tan enorme y dura como la suya.
Su reacción me sorprendió y me excitó al mismo tiempo. Sentí que mis labios vaginales se humedecían, mientras el morbo de estar allí con dos chicos desnudos me iba invadiendo?

Le pedí a César que se acercara, porque no podía apreciar el tamaño con tan poca luz. El chico no titubeo; avanzó unos pasos y puso su tremenda erección frente a mi cara. Volvió a preguntarme si me parecía que era bastante grande?

Así sentada como estaba, tomé su magnífica pija entre mis manos y comencé a masajearla entre mis dedos. César gimió y echó su cabeza hacia atrás. Siguió gimiendo suavemente mientras le hacía una paja?
Enseguida sentí la presencia de Daniel junto a mi lado. Ahora también estaba desnudo y, como había supuesto, su verga era apenas un poco más pequeña que la de su compañero?

Le dediqué una mano a cada pija y comencé a masturbarlos a los dos. Esa noche no me sentía con ganas de sexo oral, solamente quería que esos dos jóvenes machos me cogieran con toda la furia.
Les pregunté si podía quedarme a pasar la noche con ellos.
Daniel largó una carcajada y me preguntó en cuál cama lo haría.

Por un momento solté sus vergas endurecidas y entré al dormitorio. Me recosté en una de las camas y les dije que ésa era muy cómoda. Luego hice lo mismo en la otra cama y anuncié que ésa también era muy confortable.
Me puse de pie y les dije que compartiría la cama del que mejor acariciara mi cuerpo. Ambos se acercaron y me arrancaron la ropa del cuerpo a tirones. Cuando quedé desnuda, sentí que esas cuatro manos parecían veinte por la manera desesperada como me tocaban?
Sentí dedos que hurgaban mi concha humedecida, otros que acariciaban mis pezones erectos y algunos que trataban de invadir mi entrada trasera? Me acariciaron todo el cuerpo y tantos dedos me provocaron un tremendo orgasmo. Tuvieron que sostenerme entre ambos, porque mis piernas flaquearon y casi me caí sobre el piso...

Nunca supe en cuál de las camas caímos, pero sí que fue Daniel quien me penetró en primer lugar, sabiendo tal vez que la verga de su amigo era más grande que la suya y por ello él gozaría mejor de mi concha no tan dilatada?

Daniel se acostó entre mis piernas y me cogió de manera deliciosa, besándome y acariciándome todo el cuerpo con sus suaves dedos.
César permaneció a un costado, mirándonos y masajeándose su gigantesca verga mientras esperaba pacientemente su turno.
Yo comencé a gemir sintiendo los poderosos embates que me daba Daniel y finalmente tuve otro orgasmo, mientras mis fluidos bañaban la dura verga del pibe; que comenzó a acrecentar su ritmo hasta acabar gritando salvajemente, mientras se descargaba en el fondo de mi vientre. Se salió muy despacio de mi cuerpo, cediéndole el lugar a su amigo.

César subió a la cama y me pidió que adoptara la posición de perrito. Entonces me aferró por las caderas y sentí su poderosa verga que se abría paso entre mis labios vaginales. Por suerte, la pija de Daniel me había dejado bastante dilatada; pero igualmente sentí un poco de dolor mientras la gruesa pija de César invadía mi concha?

Luego comenzó a bombearme cada vez más rápido y entonces el dolor dio paso al placer total.
César me hizo acabar tres veces antes de que él mismo se tensara y descargara su semen caliente dentro de mi vagina, bien a fondo?
Descansamos los tres algunos instantes y apenas ellos se recuperaron, volvimos a la acción.

Esta vez yo monté a horcajadas sobre el cuerpo de César y muy lentamente me fui empalando yo misma sobre su enorme pija?
Comencé a balancearme sobre él y pronto sentí que Daniel estaba a mis espaldas, rozando con la punta de su pija mi entrada trasera?
Intenté que desistiera, aduciendo que su verga era demasiado gruesa para la estrechez de mi ano. Pero Daniel sonrió, diciendo que jamás alguna mujer se había quejado de tener esa verga enterrada en su culo?

Antes de que yo pudiera decir algo más, sentí su verga invadiendo mi estrecho culo, avanzando sin detenerse hasta llegar al fondo.
Gemí con una mezcla de dolor y placer, mientras César me bombeaba desde abajo y Daniel comenzaba a tomar el ritmo dentro de mi trasero.
Los dos acabaron al mismo tiempo dentro de mis dos entradas?

Nos acostamos los tres para recuperar el aliento y luego yo comencé a vestirme, pensando que ellos dos ya no podían más.
Pero me equivocaba? César me hizo acostar boca abajo y me penetró por la cola, provocándome bastante dolor?Me bombeó furiosamente durante un buen rato. Pensé que me iba a desgarrar con tanta violencia.

Apenas acabó, Daniel quiso tener una segunda vuelta en mi culo?

Así estuvieron turnándose para cogerme durante toda la noche, usando y abusando de todos mis orificios.
Cuando regresé a mi casa la luz había sido restaurada, pero ya era casi de día y entonces eso casi no importaba.
En el espejo del baño pude comprobar que mi cuerpo estaba hecho un desastre: tenía arañazos y magullones en mis caderas y pechos; las nalgas rojizas por tantas palmadas recibidas. Mis orificios dejaban escapar semen a raudales; mi entrada anal ardía y estaba enrojecida por la tremenda dilatación que había sufrido.

Había sido una buena noche, una noche sin luz; nada de romanticismo a la luz de las velas; solo sexo salvaje y brutal, solo eso.
Yo esperaba que en los próximos días hubiera otro corte de energía?

Comentarios para Perú chicas bonitas

Acabo de cumplir 18 y quiero aprovecharlos.... La Plata - Buenos Aires - Argentina
Hola , soy Nazarena y Acabo de cumplir 18 añitos. quiero conocer hombres para aprender de la vida. No voy a contestar a guarangos ni zarpados. Soy buena amiga , mido 1.68 cm . rubia , peso 47 Kilos y soy de tez blanca. Contesto solo con fotos Naza
Gatita en celos!!! La Rioja - La Rioja - Argentina
24 años, de la rioja capital...NO MUJER si transformista y algo hormonizada......osea NO SOY MUJER...me gusta vestirme como tal y no es de todos los dias, solo casual (se llama ser transformista) ya q reuno las condiciones fisicas para hacerlo...mido 1.65m, tes clara, pelo largo, ojos marrones, cola paradita, cuerpo estilizado... y bue por mas...contactate. Mi busqueda apunta a encuentros sexuales con hombres bien masculinos y de la ciudad OBVIO!!!!,atleticos, virilis de preferencia bien DOTADOS en edades de 17/18 a 35/40 años con margen de algun cincuenton pero en buen estado; limpios, pulcros y educados.......majaderos ni hagan el intento. Buena onda y simpatia son cuestiones fundamentales. PIDO, RECLAMO, DEMANDO Y REQUIERO suma reserva. Homofobicos..no necesito sus comentarios.. me gustan las orgias pero solo con hombres. entre grandes nos entendemos..te espero!!!!!
Necesito un verdadero hombre ... un macho de aquellos Palermo - Capital Federal - Argentina
BEBOTA, SUPER ESCORT VIP, MEDIDAS REALES, SUPER SENSUAL, MIMOSA Y JUGUETONA, SOLITA EN MI DPTO PARA VOS! YA VERAS PORQUE POSEO UN TITULO NOBILIARIO ! EL SISTEMA NOS PREMIA Y YO HE DE PREMIARTE CUANDO ME ELIJAS .
Busco un chico sin malos rollos La Cruz - Corrientes - Argentina
soy una mujer delgada , buena onda sociable cincera caeismatica ,,,   me gusta bailar salsa me gusta el cine, escurciones , nadar. es cuchar musica me gusta tomar ocacional mente en eventos espesciales me interesa conocer a un chico cincero y una relacion estable
Mujeres aburridas y insatisfechas buscan pareja para intimidad sín rollos... Banfield - Buenos Aires - Argentina
Te gusta el sexo casual 100% libre sin pagar o cobrar Buscas pareja para una noche de intimidad sín rollos O buscas algo más serio y sentimental Quieres acceder a una lista de contactos de Mujeres jóvenes o maduras para... encuentros íntimos O incluso algo más atrevido como participar en orgias o club swing Entonces hace clic en la pagina abajo. Unete ahora gratis y usted será miembro de la más completa comunidad de amistad, sexo y flirt. Puedes elegir un plan gratuito standard o todavía aprovechar la promoción de ahora y elevarse à un plan de afiliación Plateada o Dorada p disfrutar de un nivel de interacción más alto, con acceso ilimitado a fotos explícitas, videos de usuarios, privilegios completos de mensajería y ofrece meses gratis, con la garantía que va a encontrar su pareja ideal. Es muy fácil buscar y conocer personas modernas cerca tu, q buscan una relácon estable, una amistad colorida o simplemente sexo por sexo, placer por placer, sín interés comercial. Soy Sofía81, soltera jugetona y con ganas de tener nuevas experiencias a través de GetItOn. El Club está cresciendo. Tenemos jovenes, solteras, casadas aburridas, viudas, señoritas, maduritas de mente abierta a la amistad, aventura o algo más. Pincha el enlace promocional abajo y disfruta. Sólo se vive una vez. http://getiton.com/go/g1376936
QUIERO QUE ME PENETREN POR PRIMERA VEZ EN LIMA
Lima - Peru ESTOY DECIDIDO DEJARME PENETRAR POR PRIMERA VEZ PARA SABER QUE SE SIENTE SOY RICHARD DE LIMA MI WHATSAPP ES 976059558 ...
Dennis
Sechura-Piura-Lima - Perú Huello mañanita le podemos dar al chat privado para poder coordinar ...
Alex
lima - peru En busca de maduras de 38 a 45 años my celular 931251826 alex Solo llamame y te daré plaser ...
Alex
lima - peru My celular 931251826 Solo llamame my corazon te are feliz ...
Miguel
Tacna - Peru Mujeres solo para sexo sin compromiso ni costo solo sexo ...
erik
lima - peru hola señoras de cualquier edad que le guste el sexo libre discreto yo 46 cerca a santa anita 955686217 erik ...
perucaliente.net - 2016 Mujeres casadas con webcam buscando hombres para sexo.